Analizar la tendencia del precio

Tipos de tendencias del mercado

Como hemos dicho antes la línea del precio se mueve formando velas alcistas y bajistas que representan subidas y bajadas. Éstas suben y bajan en función de la oferta y la demanda que existe en cada momento. El resultado es el dibujo de una sucesión de altos y de bajos tal y como se muestra en la siguiente imagen:

Gráfico de sucesion de altos y bajos que muestra el precio en velas japonesas

Esta sucesión de altos y bajos puede convertirse en una tendencia alcista, bajista o en un lateral. Pongamos que analizas una empresa del mercado americano, como por ejemplo Apple. Para detectar una tendencia primero tendrás que mirar si los puntos mínimos del gráfico son ascendentes o los máximos son descendentes. Por ejemplo, una tendencia alcista se identifica porqué los mínimos del precio son cada vez más altos:

Gráfico del precio en tendencia alcista

La tendencia bajista, en cambio, se identifica porqué los máximos del precio son cada vez más bajos:

Gráfico del precio en tendencia bajista

Por otro lado, diremos que un mercado está lateralizado cuando los mínimos y máximos no son ascendentes ni descendentes. En este caso el mercado está indeciso, sin una clara intención alcista ni bajista:

Gráfico del precio que muestra un rango

Nota: Siempre serán necesarios dos puntos para confirmar una tendencia o un rango.

El que podamos ver de forma clara que un activo financiero está en tendencia alcista o bajista o en lateral no significa que seguirá ese camino. Nadie sabe qué hará el precio en el futuro.

¿Cómo marcar líneas de tendencia?

Este simple ejercicio te ayudará a detectar patrones y a que tu ojo se empiece a acostumbrar a ver «cosas» en los gráficos. Podrás confirmar si el precio sigue una tendencia alcista o bajista o si se mantiene en rango.

Estas líneas también te servirán para reconocer zonas donde el precio podría rebotar. La idea es encajarlo para trabajar su estructura de forma mucho más eficiente. Empecemos por lo más básico. Por ejemplo, si quieres dibujar una línea para marcar una tendencia alcista tienes que dibujar, con la plataforma de análisis que tengas, una línea que pase al menos por los dos últimos mínimos del precio:

Línea de tendencia alcista en un gráfico

Si en cambio, quieres dibujar una línea de tendencia bajista tienes que tirar una línea que pase al menos por los dos últimos máximos del precio.

Línea de tendencia bajista en un gráfico

Una vez dibujada la línea podrás confirmar con más seguridad qué tendencia sigue el precio. Estas líneas es mejor marcarlas en temporalidades altas. Las temporalidades o timeframes se pueden elegir en la plataforma que uses y te permiten ver las velas formadas con un rango de tiempo mayor menor. A temporalidades más altas, más fiables son los patrones del precio.

Durante tu análisis, también puedes encajar la línea de precio mediante un canal y su respectiva medianera (línea media). Esto lo puede hacer tanto si el precio está en tendencia alcista, bajista o en rango:

Canal y medianera en un gráfico alcista

La medianera es la línea central que puedes ver dibujada en la imagen y que te servirá como guía para determinar zonas en las que el precio podría rebotar. Ten en cuenta que ésta línea suele actuar como un imán para el precio. Habrá muchas veces en que, como se puede ver, el precio no prospera y toca la medianera para darse la vuelta. Es una zona donde normalmente se produce más volumen de negociación de contratos (número de compras y ventas) y por lo tanto, puede afectar al recorrido del precio.

Estas líneas permiten, poco a poco, que te acostumbres a ver las tendencias y los laterales en cualquier activo que quieras analizar. A futuro, probablemente no necesitarás trazarlas.


📖 Lectura recomendada: Fundamentos del análisis técnico.

Apúntate a la newsletter

Somos ya más de 500 suscritos. Recuerda, lo mejor lo dejo para la newsletter. No te olvides de apuntarte si quieres recibir un consejo cada semana y ahorrarte búsquedas en Google.

👇